Publicaciones de la categoría: Colombia

Huertas urbanas. Medellin, Colombia

Foto de Javier Agudelo

Colombia – Medellín
Terrazas y solares de Medellín escenarios urbanos para la agricultura
Por: CARLOS MARIO CANO R | 7:22 p.m. | 24 de Mayo del 2012

Helena Botero cultiva en su huerto maracuyá, fresas, berenjenas, naranjas, arracacha y yuca.

En Medellín crece tendencia de cultivar en pequeños espacios como hobbie o seguridad alimentaria.

En menos de 60 metros cuadrados Helena Botero cultiva más de 160 especies de hortalizas, plantas aromáticas, frutas y flores.
Su ‘Huerta feliz’, como le llama, está en la terraza de la Red Colombiana de Agricultura Biológica (Recab) y es ejemplo de que en la ciudad también es posible ver crecer yucas, plátanos y fríjoles.
El espacio no es un impedimento: en canastas, botellas plásticas de aceite, vinagre o gaseosa; y hasta en canecas cortadas a la mitad afloran -entre otros- calabacines, berenjenas, rábanos y lechugas.
“Esto es cuestión de imaginación y de darle salida a todas las botellas de la casa. Además, no se necesita un gran espacio”, dijo Helena quien aclaró que el aire y el agua son los dos factores esenciales para que los cultivos pervivan.
“No es que la gente con esto no vaya a volver a mercar, es que puede tenerse en casa algún cultivo de cebolla, zanahoria y ajo que no habrá necesidad de comprar”, dijo Botero quien hace 27 años trabaja la botánica.
Lo que Helena busca impulsar desde la huerta, que anhela convertirse en un espacio para dictar talleres sobre agroecología, tiene en el Jardín Botánico y la Secretaría del Medio Ambiente a dos de sus grandes aliados.
“La importancia de la agricultura urbana está dada porque cada vez hay menos espacios para el cultivo en grandes extensiones. Es accesorio y además posibilita saber qué se está comiendo: elegir un producto sano y más orgánico”, explicó Juan David Fernández, Ingeniero Agrónomo del Jardín Botánico.
Aparte de tener la posibilidad de alimentarse sanamente también se convierte, para los más pobres, en una estrategia que mejora la seguridad alimentaria y calidad de vida.
Por su parte, en los estratos altos se convierte en un entretenimiento y trabajo ornamental.
Para las familias de bajos recursos, la Secretaría de Medio Ambiente tiene el programa Ecohuertas Urbanas, que inició en 2005 y que a la fecha ha atendido a más de tres mil personas, convirtiéndose en el proyecto bandera de agricultura urbana en Medellín.
Fruto de este trabajo en las 16 comunas existen 156 huertas que crecerán en los próximos años. “Solo en el 2011 implementamos 46. La meta es mantener las ya existentes y subir a unas 100 más en estos próximos cuatro años”, señaló Simón Molina, Subsecretario de Planeación Ambiental.
Para Molina, Ecohuertas Urbanas apunta al mejoramiento de la calidad de vida de las personas de estratos más bajos y busca un beneficio ecológico al hacer un manejo más adecuado de los residuos orgánicos.
“También buscamos el fortalecimiento de las organizaciones comunitarias”, precisó Molina.
Sugerencias para iniciar
Según Helena Botero la mejor manera de comenzar a cultivar en el hogar es con las plantas aromáticas y medicinales, que son las más fáciles para los principiantes que quieren aprender el arte de la agricultura .
Al respecto, Fernández añadió que cualquier persona podría hacer una huerta en su hogar, pero con asesoría profesional es mejor.
“Lo ideal es que sea con acompañamiento técnico para no generar dificultades a futuro en la infraestructura. Que la gente tenga un acercamiento a los conceptos técnicos de manejo y cultivo y a las técnicas de adecuación para los espacios”, enfatizó.
Helena dice que su ‘Huerta feliz’ está abierta para todo aquel que quiera aprender y colaborar. Según ella, con las plantas llegó de nuevo la vida en forma de mariposas, abejas y otros visitantes. “Por eso yo digo que aquí hay magia”, concluyó.
Para que tenga presente
La especialista en botánica, Helene Botero, recuerda algunos ‘tips’ para mantener bien la huerta urbana.
Agua de calidad: Debe hacerse una revisión continua del agua que tienen los sembrados pues de esta depende gran parte de su desarrollo. Si va a salir en el fin de semana déjeles agua con sistemas de dosificación.
Tierra abonada: Antes de cualquier siembra debe prepararse la tierra con abono orgánico. “Hay que recordar que lo que llaman maleza no siempre lo es, esta también puede servir como abono”.
Trato de calidad: “No es que haya buena mano, es que se trabaja con gusto y amor en la huerta”: dedicarle tiempo a las plantas, revisar sus hojas para prevenir plagas y ser disciplinado con ellas son tres de las claves.
Buena selección: Si apenas inicia en huertos urbanos prefiera plantas aromáticas como menta, hierbabuena y albaca, que no requieren mayores cuidados y sirven para entrenarse de cara a otras más complejas.
Carlos Mario Cano R
Redactor EL TIEMPO

 

http://www.eltiempo.com/colombia/medellin/ARTICULO-WEB-NEW_NOTA_INTERIOR-11872941.html

Anuncios

Paisaje Cultural Cafetero: Patrimonio mundial

Paisaje Cultural Cafetero: Patrimonio mundial

paisaje cultural cafetero

  • El Comité de Patrimonio Mundial inscribió el Paisaje Cultural Cafetero en la Lista de Patrimonio Mundial de la UNESCO por ser un ejemplo excepcional de un paisaje cultural, sostenible y productivo que se adapta a características geográficas y naturales únicas en el mundo y que ha desarrollado una cultura y un capital social excepcionales
  • La declaratoria es resultado del trabajo de más de 10 años realizado por entidades de los cuatro departamentos que conforman dicho paisaje, con el liderazgo del Ministerio de Cultura y la Federación Nacional de Cafeteros

Bogotá, 25 de junio de 2011. El Paisaje Cultural Cafetero de Colombia (PCC) acaba de ser declarado patrimonio cultural de la humanidad durante la 35.ª sesión del Comité de Patrimonio Mundial de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Tecnología (Unesco), celebrada en París entre el 19 de junio y el 29 de junio de 2011.
La región colombiana declarada está conformada por áreas de 47 municipios y 411 veredas de los departamentos de Caldas, Quindío, Risaralda y Valle del Cauca, donde se encuentran ubicadas cerca de 24 000 fincas cafeteras, en las que vive una población estimada de 80 000 personas.
Nuria Sanz, jefa de la Unidad América Latina y el Caribe del Centro de Patrimonio Mundial, manifestó, al inicio del proceso que: “El espesor histórico y la raigambre del proceso sociocultural del café no encuentran fácilmente comparación en el resto de los continentes”. Además, agregó: “El Paisaje Cultural Cafetero de Colombia no es un escenario: es una institución que ha desarrollado en paralelo mejoras en la producción y en la calidad de vida de los productores; una tradición que ha sabido hacer historia, con la conciencia de desarrollar un mejor producto cada día”.

Uno de los valores excepcionales evaluados por la Unesco, y que distingue al Paisaje Cultural Cafetero  de otros paisajes productivos —cafeteros y no cafeteros— del resto del mundo, es que la producción cafetera generó un modelo de acción colectiva de desarrollo de capital social único, representado en el gremio cafetero colombiano, creado en 1927 por los mismos productores con el fin de contar con una institución que los representara y velara por sus intereses.

“Este es el fruto de un trabajo colectivo en el que han participado diferentes estamentos de la región, incluyendo las alcaldías y gobernaciones, las corporaciones autónomas regionales (CAR), las universidades, la red de universidades públicas del Eje Cafetero (Red Alma Mater) y los comités departamentales de cafeteros”, declaró la ministra de Cultura, Mariana Garcés Córdoba.
“Se realizó un profundo proceso de investigación y de socialización con la comunidad, que generó la documentación necesaria para seleccionar las zonas que hacen parte del Paisaje Cultural Cafetero, de acuerdo con sus valores universales excepcionales relacionados con el patrimonio cultural, material e inmaterial, y natural, y la definición de las características de integridad y autenticidad de las diferentes zonas que componen este bello rincón de la patria; con el liderazgo del Ministerio de Cultura y el apoyo decidido de la Federación Nacional de Cafeteros, con su muy reconocida capacidad para lograr consensos regionales, se consolidó un expediente que la misma Unesco ha calificado como modelo digno de seguir de expedientes para futuros paisajes productivos”, agregó.
Por su parte, el gerente general de la Federación Nacional de Cafeteros, Luis Genaro Muñoz, calificó la declaratoria como “Un logro de las comunidades rurales que habitan el paisaje, que le dan vida y lo mantienen, y que han construido bienes públicos cafeteros que ningún otro país ha logrado replicar. Ahora nuestro gran reto es lograr que este reconocimiento de la Unesco permita generar mayor valor a esos mismos cafeteros que con sus plantaciones hicieron posible que esta región fuera reconocida como excepcional en el mundo”.

¿Qué significa la declaratoria para Colombia y la región?

El hecho de que el PCC haya sido declarado por la Unesco patrimonio de la humanidad significa que la región y el país obtendrán mayor reconocimiento mundial; que sus habitantes demostrarán una mayor apropiación y valoración de la riqueza cultural, arquitectónica, natural y productiva de su entorno; que se fortalecerá el compromiso institucional y comunitario con la protección del medioambiente y se tendrá acceso a mayor asistencia internacional, mediante la cooperación e inversión en diferentes aspectos sociales y ambientales. Pero el beneficio más importante es asegurarles un invaluable legado cultural y la conservación de esos valores a las futuras generaciones.

Acerca de la región del Paisaje Cultural Cafetero

El Paisaje Cultural Cafetero cuenta con 141 120 hectáreas de área principal y 207 000 de amortiguamiento, e incluye algunas veredas y áreas urbanas de 47 municipios de cuatro departamentos, como se puede apreciar en la siguiente tabla:

Dep.

Área principal

Área de amortiguamiento

Municipios

Caldas

51 278 hectáreas

71 437
hectáreas

Aguadas

Pácora

Anserma

Palestina

Aranzazu

Riosucio

Belalcázar

Risaralda

Chinchiná

Salamina

159 veredas

165
veredas

Filadelfia

San José

La Merced

Supía

Manizales

Villamaría

Neira

Quindío

27 476 hectáreas

38 658
hectáreas

Armenia

Génova

Buenavista

Montenegro

71 veredas

58
veredas

Calarcá

Pijao

Circasia

Quimbaya

Córdoba

Salento

Filandia

Risaralda

32 537 hectáreas

49 536
hectáreas

Apía

Marsella

Balboa

Pereira

Belén de Umbría

Quinchía

108 veredas

133
veredas

Dosquebradas

Santa Rosa de Cabal

Guática

Santuario

La Celia

Valle del

Cauca

29 828 hectáreas

47 369
hectáreas

Alcalá

Riofrío

Ansermanuevo

Sevilla

Caicedonia

Trujillo

74 veredas

91
veredas

El Águila

Ulloa

El Cairo

En el país existen seis sitios inscritos en la Lista de patrimonio mundial y seis manifestaciones en la Lista representativa de patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

Bienes inscritos en la Lista de patrimonio mundial

  • Puerto, fortificaciones y conjunto monumental de Cartagena (1984)
  • Parque nacional Los Katíos (1994)
  • Centro Histórico de Santa Cruz de Mompox (1995)
  • Parque arqueológico de San Agustín (1995)
  • Parque nacional arqueológico de Tierradentro (1995)
  • Santuario de fauna y flora de Malpelo (2006)

Manifestaciones que forman parte de la Lista representativa del patrimonio cultural inmaterial de la humanidad

  • Carnaval de Barranquilla (2003)
  • Espacio cultural del palenque de San Basilio (2005)
  • Carnaval de Negros y Blancos (2009)
  • Procesiones de Semana Santa en Popayán (2009)
  • Sistema normativo wayuu aplicado por el palabrero pütchipü’üi (2010)
  • Músicas de marimba y cantos tradicionales del Pacífico sur colombiano (2010)

Estas muestras únicas de la cultura y la naturaleza nacionales evidencian que Colombia es un país cuya identidad se construye constantemente a partir de la diversidad, y el Paisaje Cultural Cafetero ingresa en esta lista como una excepcional fusión de naturaleza, esfuerzo humano y cultura que merece ser preservada en el tiempo y conocida y admirada por la humanidad.

Para mayor información:
prensa.fnc@cafedecolombia.com.co
Teléfono: 2352262- 3136600 – 3136700 Ext.1752 – 1354
prensamincultura@micultura.gov.co

Teléfono: 3015988079 – 3005728817
A %d blogueros les gusta esto: